Municipalidad de Coronel Suarez

Municipalidad de Coronel Suarez

Cooperativa Electrica

Cooperativa Electrica

domingo, 9 de diciembre de 2012

Juana Ana Ekert y Yolanda Gotte, dos alemanes del Volga argentinas tuvieron la feliz idea de viajar a Siberia para visitar nuestros paisanos que quedaron allá, después de haber vivido la pesadilla de la “deportación”… Nuestro paso por Siberia:



Si el año pasado alguien me hubiera dicho que en el año 2012  visitaría Siberia, hubiera pensado ¡Están delirando!! Lo que parecía una broma se convertiría en realidad este año 2012, juntos Juana Ana Ekert y Yolanda Gotte armamos un viaje casi fantaseado y digo fantaseado porque en la agencia  de viaje  nunca antes habían  armado un viaje así.


Como teníamos conocimientos por internet y por el libro “Deportación a Siberia” que existían en esa zona muchos compañeros de trabajo  forzados a “gulags” en reto queríamos visitar esos campos, a los cuales fuese deportado miles y miles de alemanes…

Consultemos en Siberia ante todo las ciudades donde residen en el día a día hoy los descendientes de nuestros ancestros...

Grande fue la sorpresa cuando nos comunicaron que había descendientes de alemanes en varias ciudades y no solo eso, sino que nos esperaban para la conmemoración del día de la deportación o sea el 28/8/1941. Y allá fuimos...

La primer ciudad en visitar en Siberia fue Irkutsk una ciudad realmente muy interesante y pintoresca. Allí visitamos a una familia alemana que vivía en Pivavarija, a unos 20 km del centro de Irkutsk. La familia cuyo nombre era Catalina  Ziegler (de Odesse) pasó mucha hambre pero no fueron obligados a hacer trabajo forzado. Tienen familiares en Alemania  desde 1975, que han visitado varias veces. Hoy viven en ese lugar prácticamente sin problemas económicos.

Llegamos a la ciudad de Krasnoiarsk, una ciudad interesante, rodeada por el rio Yenesis. Nos trasladamos a una pequeña ciudad antigua que fue el comercio del oro, a unos 400 km de la ciudad de Krasnoiark. Llamada Yeniséi  donde compartimos con un grupo la conmemoración de la deportación.

Por la noche fuimos invitados por Alexander Wingert. Compartimos momentos muy agradables, siempre con la traducción de nuestra guía Tatjana.

Al día siguiente asistimos a la conmemoración en la ciudad de Krasnoiark, donde se reunieron unas 30 personas, cada una con una historia distinta pero en el fondo parecida. Escuchar sus relatos fue muy emotivo.

También asistimos a una cena de matrimonios Jóvenes (cuyos padres habían vivido la deportación). Ellos se mostraron muy interesados sobre los descendientes en Argentina, poco sabían de nuestras vivencias y luchas.

En Envialianovo a 20 km de Krasnoiark,  almorzamos en casa de la señora Elsa Wirth. Éramos muchos comensales en una larga mesa, y para nuestra sorpresa nos convidaron con un típico plato alemán, parece mentira que aun se conserve después de tantas décadas. La señora Elsa nos contó de su infancia en los campos. Estuvo con su madre y abuela  pasando hambre y frio  y mal trato. No estaban enterados que había una población tan grande de alemanes en Argentina.

La tercera y última ciudad que visitamos  fue Novosibirsk  una gran ciudad industrial de Rusia, interesante pero a mi modo de verla menos bella que Irkutsk y  Krasnoi-Aslb. De ahí nos trasladamos a unos 400 km hacia cerca del límite de kazachstan. En Krai Altai se encuentra “Halbstadt”, que en alemán significa media ciudad.

Sorprendente fue encontrar allí paisanos que hablan alemán casi perfecto, una ciudad que alberga unos 2000 habitantes (unos 5000 volvieron a Alemania cuando pudieron)…

Posee un polideportivo casi completo que está a cargo del señor Nolte que se mostro muy entusiasmado con el proyecto. Una escuela muy moderna que enseña alemán con 238 alumnos, un museo en el cual podemos apreciar todos las herramientas y útiles de otra época. El intendente nos llevo a ver el pequeño zoológico que cuidan con mucho tesón…

Curioso de observar que aun existen las cooperativas donde eran obligados a trabajar antaño, hoy siguen trabajando en ellos donde producen todos los productos que consumen y reciben un sueldo, gracias a un intendente que hizo las gestiones ante el gobierno soviético hace varios años…

En síntesis, Halbstadt, la cual conforme 13 rayons… Fue lo más interesante en nuestro recorrido, debido al idioma, las costumbres es más representativa por la planificación ordenada y cuidada en todos sus aspectos. Conforma junto con las otras ciudades  siberianas nombradas, un lugar pintoresco. La taiga, la tundra y permafrost (donde nunca se derrite la nieve)  aparte de sus múltiples flores silvestres, junto al lado Baikal una visita muy bella al visitante como a los que allí habitan…

 A pesar del bello paisaje, quien podría pensar que fue en la tierra donde se ejecutaron los perores crímenes y castigos de la humanidad (de lo que poco se sabe) y se habla de que si no fuera por los sobrevivientes que relataron sus vivencias en manos de la NKWD, hoy nuestro viaje no se hubiera producido.

Fue una experiencia muy valiosa, no solo por la conexión con parte de nuestros ancestros, sino que aprendimos más de esa historia tan cruel e injusta en contra de los alemanes del Volga.

Juana Ana Ekert 

Esta misma nota pero con más fotos pasa al Blog Nuestras Coonias

Publicar un comentario