Municipalidad de Coronel Suarez

Municipalidad de Coronel Suarez

Cooperativa Electrica

Cooperativa Electrica

sábado, 19 de mayo de 2012

Cena y Baile 125º aniversario de la fundación del pueblo, organizado por la Unión Padres de Familia La distinción “Al Servicio Comunitario” fue concedida a la Escuela Nº 4 “Granaderos de San Martín” La institución organizadora de la cena entregó el reconocimiento anual al ‘servicio comunitario’, que este año se le otorgó a la Escuela 4 ‘Granaderos de San Martín’, precisamente porque también está celebrando sus 125 años de constante tarea de educación y contención de los niños de Pueblo Santa María...



La institución organizadora de la cena entregó el reconocimiento anual al ‘servicio comunitario’, que este año se le otorgó a la Escuela 4 ‘Granaderos de San Martín’, precisamente porque también está celebrando sus 125 años de constante tarea de educación y contención de los niños de Pueblo Santa María...

La Escuela Nº 4, digna de tal meritoria distinción  fue fundada en el año 1887, pero afincada en la Colonia 3 en octubre de 1895 en una propiedad que pertenecía a Nicolás Walder, funcionando con primer grado y 68 alumnos a cargo de Margarita Iparraguirre. En el año 1950 inaugura las instalaciones del colegio que sería en definitiva su asentamiento estable y donde está actualmente su sede en la Av. 11 de Mayo y Mendoza.

“Die Regirungschul” como se la conocía fue formadora y educadora de tantos y tantos alumnos que pasaron por sus aulas a lo largo de esos 125 años de historia de hallarse en el pueblo Santa María, y son los que dan testimonio del valor de su educación al instruirse en la enseñanza curricular como asimismo de la práctica tanto moral como ética. Por todo lo conceptuado y por mucho más es digna merecedora de la distinción “Al Servicio Comunitario”

La agradable y sabrosa cena aniversario de Pueblo Santa María… 

Y en verdad, no fue una celebración más, sino que se estaban conmemorando los ciento veinticinco años que los colonos llegados del Volga fundaban la tercer colonia alemana, la más alejada en la distancia. Precisamente, por estar tan alejada de Coronel Suárez, además de haber sido más difícil la integración, se conformó entre los colonos un sentimiento de pertenencia y unidad que persiste hasta el día de hoy. Esa cualidad se ve reflejada en la Unión Padres de Familia de la Escuela Parroquial ‘Santa María’, que todos los años organiza la cena aniversario del pueblo y es por ese sentimiento de pertenencia que nunca fallan. Una vez más el Polideportivo se vio colmado de público, nadie faltó a la cita y es así que la celebración fue un éxito.

Antes de la cena, la directora del establecimiento educativo, Luján Streitenberger, dio la bienvenida a los asistentes y los agradecimientos a las personas que suman su esfuerzo personal para que todo tenga el brillo que la fiesta se merece. Seguidamente, el cura párroco de Santa María, el padre Antonio Vedelini, bendijo la mesa y la fe cristiana de los pobladores se reflejó en el rezo del Padre Nuestro, que se hizo con la devoción que caracteriza a los alemanes del Volga.

Después de la excelente cena, se dio paso al acto protocolar y en donde se escuchó el mensaje del presidente del Club El Progreso, Claudio Holzmann y el del intendente municipal Ricardo Moccero, quien ocupó la mesa reservada para las autoridades junto al delegado de Pueblo Santa María, Jorge Gregorio Streitenberger; al secretario de Gobierno, Gustavo Di Battista; la presidente del Consejo Escolar, Susana Previsdómini y el titular del Concejo Deliberante, Ernesto Manuel Palenzona, entre otras autoridades.













Después de las palabras de rigor, y en ocasión de celebrarse los 125 años de la fundación de la localidad, la Unión Padres de Familia entregó una plaqueta a dos representantes de la comunidad, siendo los elegidos el padre Antonio Vedelini y el delegado Jorge Streitenberger. La entrega la realizó Luján Streitenberger, quien refirió que el presente debe ser colocado en la Delegación Municipal, como recuerdo de la fecha que se recordó.



Por último, el establecimiento educativo quiso reconocer una vez más a dos personas que llenan de orgullo a la comunidad y no sólo por ser dos ex alumnos de la institución, sino por ser dos héroes de la Guerra de Malvinas, de la cual se conmemoran treinta años de tal gesta y es por ello que se les hizo entrega de un reconocimiento a Héctor Sauer y Rubén Rohwein por su participación en ella con heroísmo y amor a la Patria. Estuvo a cargo de Lidia Beier y Julia Salotti la entrega del presente. El acto protocolar terminó con la palabra de Rubén Rohwein, quien recordó cómo se conocieron con Héctor Sauer, siendo ambos alumnos de la Escuela Parroquial.

Y llegó la alegría…

De manos del Afamado Grupo “Los Errantes” de la mano de Gonzalo Berger (el mago del acordeón) el público se agolpó en la pista, dando rienda suelta toda la alegría que saben inculcarles los alemanes en todas sus fiestas.
Publicar un comentario