Municipalidad de Coronel Suarez

Municipalidad de Coronel Suarez

Cooperativa Electrica

Cooperativa Electrica

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Museo Nacional Argentino... "Informe sobre la Inmigración de los Alemanes del Volga en la Argentina" -- 4ª nota



 
"Una Visita a las Colonias"

En 1889, el Inspector de Colonias Alejo Peyret, al elevar al Gobierno Nacional su interesante Informe sobre los asentamientos alemanes y sus residentes, opinaba: los ruso alemanes no se colonizan como los demás inmigrantes... no se desparraman en toda la extensión del territorio subdivido, cada familia en el centro de su chacra, de su domicilio, forma una agrupación, o mejor dicho, varias agrupaciones, aldeas, centros de familias, al estilo de las aldeas europeas, dejando indiviso el territorio cultivable, quiere decir, que no lo cercan con postes y alambres, ni con zanjas, aunque cada jefe de familia tiene su concesión delineada.

Resulta que la colonia ruso-alemana no se distingue del campo inmediato... están amontonados en un reducido espacio. Los solares de aldeas son solamente de 37 varas y media por cada costado, una ancha calle central divide la aldea en dos partes más o menos iguales. Allí viven las familias con sus gansos, sus gallinas, sus cerdos y sus animales vacunos y yegüerizos...

Se formaron numerosas poblaciones, cada una con marcados rasgos culturales y sociales, de características netamente urbanas. La rígida organización férreamente mantenida por los Administradores locales fue severa, y como tal, tildada por algunos observadores y analistas, de feudalista, con el tiempo, sin embargo, y a pesar de sus muchos defectos, devino en la principal causa de arraigo y socialización de los implicados, favoreciendo el espíritu tradicionalmente liberal de los alemanes, y la contracción al trabajo: mi impresión general es más que favorable a nuestros colonos. Es con mucha alegría que, cuando voy de una colonia a otra, tengo la oportunidad de observar la maravillosa actitud de nuestros correligionarios para el duro trabajo de campo.

En las colonias, en 1896, fecha de este Informe, existían 910 granjas, correspondiendo a Entre Ríos: La estimación de datos similares para los alemanes se torna mucho más compleja en razón, como ya dijimos, de la libertad con que se agruparon y la dispersión a que esto dio lugar. Los Informes Oficiales, con sus crónicos errores de interpretación y datos parciales, nos muestran, en 1895, a 10.945 extranjeros de origen ruso-alemán viviendo en la provincia, de los cuales, 1.683 eran propietarios de unidades agropecuarias.

Podemos deducir que, como los judíos recién se estaban asentando en la región, y de acuerdo con el Contrato de Promesa de Venta, les sería muy difícil, sino imposible, acceder a la propiedad de la tierra, el número de propietarios corresponde a los alemanes. Por otra parte, de acuerdo a lo mostrado en el cuadro anterior, superaban a los judíos: 5966 personas alemanas sobre 4069 judíos.

Ambos grupos, en su conjunto, conformaban un sólido estamento demográfico con fuerte presencia en lo económico. Ubicados segundos después de los italianos, según el número de habitantes, de propietarios, y en porcentajes totales.

Fotos gentileza Nelida Müller
Publicar un comentario